Schulz renuncia a ser ministro de Exteriores con la Gran Coalición alemana

Revista Logos,(Revistalogos.com).- El líder socialdemócrata, Martin Schulz, renuncia a ser ministro de Asuntos Exteriores en la nueva gran coalición liderada por la canciller alemana, Angela Merkel. Varios medios alemanes ya habían adelantado que Schulz estaba sopesando renunciar a ser titular de Exteriores debido a la presión interna en su partido. Según el diario Bild, la cúpula del SPD le habría dado un ultimátum para renunciar al cargo hasta este mediodía. El anuncio se produce dos días después de que Schulz y la canciller alemana anunciaran la formación de un Gobierno de coalición tras duras negociaciones y después de más de cuatro meses desde que se celebraran las elecciones.

“Por tanto, renuncio a unirme al Gobierno federal y al mismo tiempo imploro que esto debería poner fin a los debates sobre las personas” dentro del Partido Socialdemócrata (SPD), ha declarado Schulz en un comunicado citado por Reuters. Schulz ya había dicho en campaña que no asumiría un puesto en un Gobierno liderado por Merkel; su predecesor, Sigmar Gabriel, le acusó de “falta de respeto”.

En su comunicado, Schulz afirma que en su opinión el debate interno en el partido pone en riesgo un voto afirmativo entre los simpatizantes al acuerdo de Gobierno pactado con la CDU de Merkel y su partido hermano, la CSU bávara. Más de 450.000 militantes del SPD, incluidos unos 24.000 inscritos desde principios de enero, están convocados a ratificar el pacto de 177 folios en una consulta que comenzará el día 20 y cuyo resultado se anunciará el 4 de marzo.

Este era el segundo intento de Merkel de formar Gobierno, después de que fracasaran las conversaciones con liberales y verdes —alianza conocida como coalición Jamaica— tras unos resultados electorales que le dieron la victoria, pero sin mayoría. El SPD cosechó el peor resultado de su historia (un 20,5%) en los comicios del pasado septiembre, y Schulz se negó de manera categórica a formar una tercera Gran Coalición con la CDU por miedo a perder aún más votantes. Frente a las dificultades de la canciller para formar Gobierno, a finales de noviembre pidió sin embargo a las bases del partido que le apoyaran en su decisión de negociar con Merkel.

El pasado martes, una encuesta del instituto demoscópico INSA señalaba que los dos partidos democratacristianos —CDU y CSU— obtendrían un 30,5% de los votos en unas hipotéticas elecciones nacionales, casi tres puntos menos de los que obtuvieron el 24 de septiembre pasado. El SPD, en cambio, lograría tan solo un 17% de las preferencias.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *